Sectores - Solidaridad
Más de 1.800 toneladas de solidaridad
Ibi, 8 de marzo 2013

Desde el caso de Aitana, la niña de 10 años con una cardiopatía congénita compleja (solo hay dos casos en todo el mundo), la firma ibense Acteco ha ayudado ya a un total de 29 niños con diversas enfermedades.

La ayuda es sencilla; eso sí, la implicación tiene que ser de todos, no sólo de las empresas sino también de los ciudadanos. Consiste en la recogida desinteresada de tapones de botellas y botes de plástico que se transforman en Acteco (con sede central en Ibi). La firma dona unos 200 euros por cada tonelada recogida, cantidad que va directamente destinada a los tratamientos infantiles. Dentro del proyecto ‘Tapones para una nueva vida’ también participa altruistamente la Fundación Seur con el traslado gratuito de los tapones hasta las instalaciones ibenses para llevar a cabo el reciclaje y su posterior transformación.

Desde finales de octubre de 2011, la firma ibense ha recogido un total de 1.880 toneladas de tapones de plástico. No solo está la historia de Aitana (natural de Tarazona, Zaragoza), que gracias a los más de 135.000 euros recaudados la pequeña pudo trasladarse de nuevo hasta el prestigioso Children’s Hospital de Boston (EE UU) para seguir con su tratamiento médico, sino que detrás de este compromiso social hay muchas más historias.

En la actualidad, la recogida de tapones se centra en el caso de Paula, una pequeña de tan solo seis años que sufre una parálisis cerebral. Está previsto que para finales de abril, Acteco y la Fundación Seur entreguen a los familiares de Paula (residente en Murcia) un cheque de 23.000 euros tras la recogida de 115 toneladas de tapones para cubrir un tratamiento intenso y así adquirir más movilidad.

“Cuando conocimos el caso de Aitana (fue el padre de la pequeña el que se puso en con- tacto con la firma ibense) nos sensibilizó tanto su historia que quisimos ayudarles. Nos implicamos en su historia pero no queríamos que fuese sólo una vez; queríamos seguir ayudando porque, desgraciadamente, hay muchas más historias”, explica el gerente de Acteco, Jorge Ramis.

Una lista demasiado larga
No se consideran una ONG, simplemente destinan parte de sus beneficios a fines sociales (también medioambientales) y los entregan directamente a las familias, sin pasar por ningún intermediario. Para ello, disponen de una lista (en la actualidad recogen hasta 60 casos) con historias de decenas de niños enfermos cuya ayuda va destinada a tratamientos de estimulación, rehabilitación, la adquisición de sillas de ruedas o camas eléctricas, distintas operaciones, andadores, ortopedia, fisioterapia, logopedia, etc.

Los requisitos para entrar en la campaña son sólo dos: que la familia del pequeño enfermo no disponga de recursos económicos y que el tratamiento no lo cubra la Seguridad Social. “Seguimos la lista. No sirve que se recojan tapones para alguien en concreto. La acción debe ser desinteresada”, explica el gerente de Acteco.

Desde macetas a asfalto
La mayor parte del material reciclado, procedente de los tapones donados, se destina a la elaboración de macetas, cajas, patas de muebles de cocina, incluso a asfalto.


Galería de imágenes
Documentos adjuntos
Noticias relacionadas
Información de contacto:
ACTECO
Ibi
902 23 55 23
acteco@acteco.net
www.acteco.net

© ÁREA OBERTA, S.L. - Todos los derechos reservados
Avda. Juan Carlos I, 63 - Entresuelo / Local 5 - IBI (Alicante)
Tel. 966 55 20 38 e-mail: info@areaoberta.com
Powered by Escape Networks